El Valle de Güímar se encuentra en el suroeste de la isla de Tenerife y comprende los municipios de Arafo, Candelaria y Güímar. El Valle es una fosa tectónica volcánica, en forma de cuña, originada por el corrimiento hacia el mar de una gran masa de terreno. Tiene unos 19 kilómetros de largo, por la cosa, y unos 10 km de ancho, hacia la montaña.

El Valle, desciende desde los 2.000 metros de la cumbre hasta el nivel de mar en una pronunciada pendiente, siendo la zona de costa, algo más llana que la zona de montaña. El tipo de suelos, también varía con la altura. En las zonas próximas a la costa y medianías predominan los suelos arenosos y de jable y arcillosos en las zonas altas, aunque todos tienen en común su origen volcánico.

En cuanto al clima en el valle, está fuertemente marcado por su relieve y también por su situación geográfica, a sotavento de los vientos Alisios. El estar a sotavento de los vientos Alisios, tras la cordillera dorsal, hace su clima mucho más desértico que en el norte, debido a que la humedad que arrastran los Alisios, queda atrapada en la vertiente norte.

Valle de Güímar

Valle de Güímar visto con Google Earth

Las pluviometrías anuales varían desde los 300 mm registrados en la costa hasta los 800 mm registrados en las montañas. Pero el valle no está totalmente ajeno al influjo de los Alisios, en ocasiones las nubes traspasan las montañas, cayendo en cascada sobre el valle y formando el famoso mar de nubes, que ocasionalmente viene acompañado de lluvias.

Suelo de Jable

Nuestra parcela “La Choza”: Suelo de jable típico de las medianías del Valle de Guímar

Las temperaturas también varían enormemente en función de la altitud, en las medianías y la costa las temperaturas son suaves durante todo el año, con una media anual de 19 ºC. En las zonas de montaña, la variación térmica a lo largo del año es mucho más acusada, con temperaturas del orden de 10ºC durante el invierno y 20ºC durante el verano.

Climograma del pueblo de Arafo

Climograma del pueblo de Arafo

En cuanto a los sistemas de plantación nos encontramos dos principalmente, el típico de la zona, formado por parrales bajos que prácticamente ha desaparecido y el moderno de espalderas. Debido a la orografía del terreno la vid se cultiva en pequeños bancales, que rara vez superan los 2 o 3 mil metros cuadrados, bordeados de muros de piedra.

suelo locartas

Suelo más pesado típico de las alturas de nuestra parcela “LoCartas” a 800 metros de altitud

Todo este compendio de tipos de suelo, altitud y microclimas hacen del pequeño Valle de Güímar un compendio de terruños, diferenciados entre si, donde nada tienen que ver los vinos procedentes de uvas cultivadas a prácticamente el nivel del mar que los cultivados a 800 metros de altura a 30 minutos en coche uno del otro.

De hecho, en este valle se encuentran uno de los viñedos más altos del mundo, en concreto dos zonas conocidas como Las Dehesas y Los Pelados entre los 1.200 y 1.500 metros de altitud. Vides cultivadas sobre suelos de gran acidez y entre pinares, un lugar con unas condiciones en las que algunos tratados de viticultura dicen que es imposible su cultivo.

Pero de todo esto ya iremos hablando más adelante.

Tags: , ,